© 2017 www.gtcult.com for Gentlemen Drive Magazine

  • GentlemenDrive @gentlemendrive

¿Chronodriver? Mucho más que una prueba de clásicos


Año tras año, el Revival de la Carrera en Cuesta a Sant Feliu de Codines organizado por Chronodriver se consolida como una prueba de referencia en la escena nacional e internacional de automóviles clásicos. No en vano, fue una de las subidas más famosas y con mayor repercusión del calendario nacional de montaña, y en sus almanaques encontramos la participación de los mejores pilotos de la especialidad de aquellos tiempos que compitieron con auténticos bólidos que se han convertido hoy en día en preciados objetos de colección.

Hace 50 años, em 1968, el piloto alemán Ben Heiderich conseguía la victoria en la prueba a los mandos del Porsche Carrera 6 (#906.122) que había comprado hacía unos meses a Juan Fernán

dez. Éste, que esperaba un Porsche 908, tuvo que participar con un Porsche R (#118.990.07R) de la Escudería Montjuich con el que logró una meritoria segunda posición. Tercero se clasificó Miguel Ta- pias con un Fórmula IV de su propia creación, mientras que el francés Guy Hospitalier acabó cuarto con su Alpine A110.

Este año, coincidiendo con el 70 aniversario de Porsche, la partici- pación de la marca bávara fue muy nutrida destacando el famoso Porsche 911 2.0 con el que Juan Fernández disputó el Rally Monte- carlo en 1966 que trajo a Sant Feliu el coleccionista Artur Carulla, así como el precioso Porsche 911 Carrera 2.7 RS que pilotó Carlos Beltrán. No obstante, el highlight de la edición fue la participación del famoso piloto Antonio Zanini al volante del Abadal Buick de 1917 que él mismo reconstruyó y finalizó hace apenas algunos meses. Estuvo acompañado en todo momento por otro vehículo de pre-guerra que también dio mucho color a la prueba, el Ford V8 de 1933 del coleccionista Josep Vilanova con el que participó en el Rallye Barcelona-Moscú en 1989 y en la Mille Miglia de 2015. Entre los otros clásicos que no se perdieron la mítica prueba tuvimos también a automóviles tan icónicos como los Renault 5 Turbo 2, los Abarth 600, Mini, Alfa Romeo, otros Porsche desde los clásicos 356 hasta los más actuales 911, Ferraris e otros fantásticos automóviles como el Lancia Delta Integrale EVO Martini o incluso un pequeño Talbot Samba Gr.A que hizo las delicias del numeroso público que no se quiso perder la exhibición, que año tras año, transforma la bonita localidad vallesana en el epicentro de nuestro automovilismo. Las Chronodriver combinan exhibición y regularidad en una prueba donde el común denominador es la pasión por los automóviles clásicos y su historia; una fiesta del motor inclusiva en la que poder disfrutar de una afición tan bonita como la nuestra.

#chronodriver #gentlemendrive #santfeliudecodines #lapujada #oriolvilanova #classiccars #hillclimb #revival