• Oriol Vilanova (Text and Photos)

BMW M5 Competition

Siempre hemos visto berlinas de gran cilindrada protagonizando las persecuciones más alocadas en las películas. En muchas los BMW eran los autos de los malos y quizás por eso la marca de Münich tenga un ADN más rebelde en nuestro imaginario. Y si los 600 CV del actual M5 no fueran suficientes, la marca bávara ha sacado el M5 Compe- tition con 25 CV extras por si no nos parecían suficientes. También incorpora algunos detalles cosméticos como el techo en carbono, unas llantas especiales de 20 pulgadas, un difusor trasero o un capó más musculoso y algunas mejoras dinámicas que lo hacen aún más radical. Sin embargo, su estética general es más bien discreta. Afilada y atlética y con detalles diferenciadores pero sin demasiadas estridencias. Un auténtico deportivo para disfrutarlo de forma anónima. Sin miradas indiscretas. Sólo para aquellos realmente entendidos que en seguida apreciaran lo que es oro blanco y no acero.


Nada más subirte, en seguida notas que estás en un coche especial. La solidez que transmite la dirección, así como la calidad de los materiales y los acabados te trasladan a la liga de aquellos automóviles casi inac- cesibles. Cuando arrancas el motor, y su motor V8 empieza despierta, empiezas a sentir como los pelos de tu piel se erizan. Al primer golpe de gas intuyes que la potencia que tienes entre manos es colosal. Y es que el M5 Competition es una auténtica bestia. Su tracción integral parece que sea capaz de arrancar el asfalto y su asombroso par y los 625 CV de potencia parece que no tengan fin. Una berlina descomunal que tra- ga kilómetros y gasolina con la misma facilidad que genera adrenalina a su conductor. Una sofisticada máquina de emociones que sólo deja indiferentes a los que no entienden, hasta que pasas por su lado y la fugaz pero intensa aura del M5 convierte a todos a la religión M. Una religión donde todos somos devotos a la velocidad, a la potencia, a la precisión y la agilidad. Una religión donde el placer es la conducción.

15 vistas

© 2017 www.gtcult.com for Gentlemen Drive Magazine