• Oriol Vilanova @gentlemendrive

Audi RS4


WTF "Racionalmente irracional, me encanta"

Sí, lo reconozco. Siempre he sido muy fan de los modelos familiares. Y no por su versatilidad, espacio interior y capacidad de maletero; sinónimo más bien por su imagen. Por su enfoque actual, moderno e incluso deportivo; sobretodo si los comparamos con las berlinas 3 volúmenes más convencionales. No sé, quizás sea por su semejanza al concepto de shooting brake, la meta- morfosis de un coupé y un hatchback...o quizás sea simplemente por otras razones...

Lo que sí sé muy bien, e incluso recuerdo como si fuera hoy, cuando Audi presentó el RS2. Un modelo que sin lugar a dudas revolucionó el mercado de los “breaks”, así como su imagen para siempre. Sus 315 CV, su estratosférica aceleración y su aspecto deportivo realzado por las míticas llantas de origen Porsche de 17 pulgadas que dejaban entrever unas potentes pinzas de freno rojas, nos hicieron soñar a todos.

Cuando se presentó aún no tenía carnet de conducir, pero pensé que cuando fuera mayor ese coche sería el ideal.

Y 25 años después, al volante se su lógico sucesor sigo sintiendo la misma magia. Es ya la cuarta generación del modelo RS4 pero su esencia y su capacidad de seducción sigue siendo la misma. Sin embargo, sus cualidades dinámicas han ido “in crescendo”. Hoy el RS4 ofrece 450 CV y su motor TFSI V6 de 2.9 litros es una auténtica bomba!

Su capacidad de darlo todo a cualquier régimen es asombrosa y muchas veces pisar el acelerador significa perder el control durante unos mili segundo; hasta que tu cuerpo y tu cerebro asimilan la brutalidad con la que empuja semejante máquina. Además, su sonido gutural te llega a lo más profundo de tus entrañas y te convierte en parte activa del monstruo; una diabólica unidad (coche y piloto) que devora los kilómetros a ritmo de satisfacción absoluta; aunque como decía la canción de los Rolling Stones, sin llegar a saciarte nunca.

¿Pero es realmente el coche racional que todos buscamos en un familiar? La respuesta es no. El RS4 es racionalmente irracional y por eso nos encanta. Porqué la vida es así. Puedes planificarla y hacerte un guión a medida pero seguramente lo único que conseguirás es frustración y aburrimiento. La vida es mucho más que la propia lógica y esta es la mágia de vivir. El RS4 es un coche innecesario que necesitamos y por eso soñamos con él.

Hoy en día tampoco necesitamos relojes analógicos para saber la hora, en cambio nos fascinan las manufacturas suizas. Tampoco necesitamos beber vino pero nos deleitamos cuando probamos un Grand Cru de Burdeos o un extraordinario caldo del Priorat. Tampoco necesitamos ir a restaurantes pero en cambio los grandes chefs han conseguido estauts de super-estrellas. Y es que a veces el sentido de la vida la dan estas pequeñas locuras que nos abstraen de nuestro día a día.

El Audi RS4 es exactamente esto, esa pequeña locura que da sentido a nuestro yo. Esa válvula de escape que revitaliza tu ser.

Y aunque te acabes comprando el RS4 sabes que no cada día tendrás la oportunidad de exprimirlo al máximo pero al menos tendrás la convicción de que la decisión de hacerlo o no está en tus manos.

A veces lo había comparado con la vieja fábula del lobo vestido de piel de cordero, o parangonado con la novela de Robert Louis Stevenson “Dr.Jekyill & Mr.Hyde”. Pero con el nuevo RS4 ya no me atrevo. Su aspecto físico no dá margen a error. Tanto sus músculos como sus branquias son las de un auténtico atleta y su banda sonora tampoco deja indiferente a nadie.

Seguramente ha perdido esa dualidad, aunque muchos, seguramente, tengáis una opinión contraria a la mía.

Yo lo intenté durante una semana y no pude resistirme en ningún momento. Pero haceros esta pregunta...¿tendrías la valentía de no pecar cuando la tentación está tan cerca? Si la respuesta fuera que sí, semejante y diabólica máquina sólo estaría al alcance de los más Santos...Yo ya me he confesado...¡Amén!

Engine:

V6 2967 c.c. TFSI quattro®

Power:

450 CV @ 5700-46700 rpm

Torque: 0-100 km/h:

600 Nm 4,1 s @ 1900-5000 rpm

Speed:

280km/h

Texto: @oriolvilanova Fotos: Arnau Puig

Síguenos en Instagram: @gentlemendrive

www.gentlemendrive.com


23 vistas1 comentario

© 2017 www.gtcult.com for Gentlemen Drive Magazine